Giro de guion


La serie que acumula más nominaciones a los Emmy es Watchmen, una secuela del cómic de 1986. Para el espectador estadounidense, la correa de transmisión entre los canales de noticias y la serie parece bien engrasada: hay tensiones raciales, disturbios, grupos supremacistas blancos, perversas conspiraciones, héroes que renuncian a sus poderes y un buen número de policías, muchas mascarillas también. Con sus ocho episodios Watchmen ha logrado abrir esas improbables grietas, que tanto gustan, en el muro que separa realidad y ficción.

Seguir leyendo